dimecres, 24 de juliol de 2013

Verí

Y ese "no me hagas hablar más de la cuenta" de don Luis,
sólo podía significar una cosa. Que le contó a su hija todo
lo que sabía, y aún más de lo que sabía, y que era sólo admisible
en el terreno de las conjeturas.
Pero Dora, que estaba enterada por Paco de muchas de estas
incursiones, a las que creía inocentes, atajó a su padre, cuando
éste trató de escupir sobre ella todo el veneno que llevaba dentro.

Andrés Trapiello, Los amigos del crimen perfecto.
Editorial Destino, 2013.

Marc Vicens, 2013.